LA COMISIÓN DE LA VERDAD, LA MEJOR MANERA DE NO OLVIDAR NI PERDONAR